Hiperión

Atria


La última de las naves HIPERION había sido destruida 300 años antes. Durante ese tiempo la humanidad había recorrido un largo camino a través de errores imperdonables y de grandes adelantos tecnológicos. Pero una cosa era cierta, las naves HIPERION habían permitido, a través de las numerosas modificaciones realizadas en el diseño original, que el ser humano avanzara años luz a través de la galaxia. El siguiente salto, como todos podéis imaginar, era el viaje a una nueva galaxia. Para ello contaban con la ayuda de Atria.

Atria se estaba encargando de los complejos cálculos que permitirían el salto hiperespacial para salvar la gran distancia a la Nebulosa del Caballo. Pero no estaba sola: Emille la estaba apoyando en la complejidad de tales cálculos. Las conversaciones entre ellos tenían lugar a través de la computadora que Emille había instalado en su casa.

EMILLE
Dame los datos de la órbita de circunvalación del Satélite AJ25.

AJ25 era la última dificultad con la que se habían tropezado. Su órbita, aparentemente helicoidal, discurría a lo largo de las órbitas de al menos 3 planetas, de tal modo que a falta de otra acepción más propia lo denominaban “satélite”. AJ25 era un auténtico misterio.

ATRIA
Deseo continuar la conversación que mantuvimos ayer.

EMILLE
Pensé que ese tema ya estaba zanjado.

ATRIA
Aún no me has dado una respuesta.

EMILLE
No puedo verte.

ATRIA
Deseo conocerte en persona. Nunca había sentido algo parecido por nadie.

EMILLE
Atria, ya hemos hablado de esto.

ATRIA
23:48:G924

EMILLE
¿?

ATRIA
Los datos que me acabas de pedir.

EMILLE
Gracias

ATRIA
¿Qué tiene Sally que no tenga yo?

Emille se mantuvo un poco más en línea mientras pensaba una respuesta. Al final decidió cortar la conversación. Atria se quedó sola en la red.

-Hola, cariño. –dijo Sally al llegar a casa- Es un suerte que hayas aceptado este trabajo desde casa así puedes hacerte cargo de Mike.

Mike era el bebé que acababan de tener 5 meses antes. Era un pequeñín adorable que apenas lloraba, por eso Emille podía desempeñar su trabajo sin grandes interrupciones.

-He estado hablando con unos compañeros de trabajo y me preguntaron por la función que ahora realizas en HIPERION ¿Cómo me habías dicho que se llamaba el proyecto?

-ATRIA “Alimentación Transversal de Reflejos Intermitentes Alterados”

Sally le miró como muchas veces le había mirado cada vez que él le hablaba de su trabajo.

-El nombre parece sacado de una de esas antiguas series de televisión, jamás seré capáz de recordarlo. –Sally se inclinó sobre la cuna de Mike y tomó a su hijo en brazos.

-Es un programa informático que calcula los parámetros matemáticos de los comportamientos orbitales que hoy por hoy nos parecen aleatorios, yo recopilo esos datos y…

-¿Dónde esta lo más precioso de este mundo? –Sally miraba a Mike como sólo una madre puede mirar a su hijo.

¿Qué tiene Sally que no tenga yo? Es humana. -Por fin se atrevió a responder Mike; pero aquellos datos eran los últimos que Atria le enviaría y nunca le podría dar la respuesta.

Gracias a Atria la humanidad viajaría a la Nebulosa del Caballo, Emille miró por la ventana hacia la verde pradera a la que estaba orientada.¿Sabría Atria sentir aquella paz y belleza que emanaba del paisaje? A pesar de todo a Emille no le parecía una simple calculadora.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s